ūüíį El rapero Post Malone compra la carta de Magic del Anillo √önico por 2,6 millones de d√≥lares ūüíį

Despu√©s de varias semanas¬†desojando la margarita¬†ya sabemos por cu√°nto se ha vendido la carta de Magic del Anillo √önico de¬†El se√Īor de los anillos: ni m√°s ni menos que 2,6 millones de d√≥lares. Pero quiz√°s ni siquiera su precio sea lo m√°s sorprendente del asunto, puesto que ya apuntaba a traspaso millonario, sino que haya¬†sido el archiconocido rapero Post Malone quien ha comprado la carta.

‚ÄúConocer a Post Malone y que fuese √©l quien me comprase la tarjeta del Anillo √önico es literalmente algo sacado de un cuento de hadas‚ÄĚ, escribi√≥ Brook Trafton, el afortunado jugador de Magic: The Gathering que se hizo inicialmente con la carta.

Aunque pueda parece la típica excentricidad random de un famoso cualquiera, la realidad es que Post Malone es un verdadero fanático de las Magic. Ha trabajado con Wizards of the Coast en un conjunto especial de cartas personalizadas, ha creado y streameado su propio torneo e incluso llegó a pagar 800.000 dólares por una de las famosas cartas Black Lotus que había sido firmada por el dibujante Christopher Rush.

‚ÄúCuando encontr√© el Anillo √önico, la primera persona que me vino a la mente fue Post Malone‚ÄĚ, escribi√≥¬†Trafton en un v√≠deo de¬†TikTok en el que se le ve junto con el rapero mientras le hac√≠a¬†entrega de la carta.¬†‚ÄúHe jugado a¬†Magic:¬†The Gathering¬†desde que era un ni√Īo y ser√≠a incre√≠ble poder conservar esta carta. Pero para alguien¬†como yo, poder venderla¬†es una¬†oportunidad √ļnica‚ÄĚ.

Las probabilidades de encontrar el Anillo √önico en uno de los packs de cartas de este¬†crossover entre¬†Magic: The Gathering¬†y la obra de Tolkien¬†eran¬†de¬†1 en 3 millones, as√≠ que Trafton puede sentirse realmente afortunado. Despu√©s de hacerse con la carta, Trafton fue a validarla y¬†obtuvo¬†una calificaci√≥n de ‚ÄúGrado 9 (mint)‚ÄĚ, algo¬†que la identifica como¬†una carta ‚Äúb√°sicamente perfecta‚ÄĚ y que¬†ha ayudado a que alcance un valor tan alto.

Fuente: Gizmodo